Definición e información sobre las piedras en los riñones

¿Qué son las piedras en los riñones?

Las piedras en los riñones son trozos de un material sólido parecido al de una piedra, que se forman en uno o ambos riñones cuando hay niveles altos de ciertos minerales en la orina. Las piedras en los riñones rara vez causa daño permanente si un profesional de la salud los trata.

Las piedras en los riñones varía en tamaño y forma. Pueden ser tan pequeños como un grano de arena o tan grandes como una alverja (chícharo). En raras ocasiones, algunas piedras en los riñones puede llegar a ser del tamaño de una pelota de golf. Las piedras en los riñones puede ser lisos o irregulares y suelen ser de color amarillo o café.

Una piedra pequeña en los riñones puede pasar a través de las vías urinarias por cuenta propia, causando poco o ningún dolor. Una piedra más grande en los riñones puede quedarse atascado en el camino. Una piedra que se queda atascado puede obstruir el flujo de orina, causando un dolor intenso o sangrado. Obtenga más información sobre las vías urinarias y cómo funcionan.

Si usted tiene síntomas de piedras en los riñones, incluyendo dolor intenso o sangrado, busque atención inmediata. Un médico, como un urólogo, puede tratar el dolor y prevenir otros problemas, como una infección urinaria.

Imagen de un riñón humano con varios piedras en los riñones que bloquean las vías urinarias.
Una piedra pequeña en los riñones puede pasar a través de las vías urinarias por cuenta propia, causando poco o ningún dolor. Una piedra más grande en los riñones puede quedarse atascado en el camino.

¿Tienen algún otro nombre las piedras en los riñones?

El nombre científico para las piedras en los riñones es cálculo renal o nefrolitos. También puede escuchar a los médicos referirse a esta enfermedad con los términos nefrolitiasis, urolitiasis, litiasis renal o piedras urinarias.

¿Qué tipo de piedras en los riñones tengo?

Probablemente tenga uno de los cuatro tipos principales de piedras en los riñones. El tratamiento para las piedras en los riñones generalmente depende de su tamaño, ubicación y composición.

Piedras de calico

Los tipos más comunes de piedras en los riñones son las piedras de calcio, incluidos las piedras de oxalato cálcico y las piedras de fosfato cálcico. Las piedras de oxalato cálcico son más comunes que los de fosfato cálcico.

El calcio de los alimentos no aumenta la probabilidad de tener piedras de oxalato cálcico. Normalmente, el exceso de calcio que los huesos y los músculos no utilizan va a los riñones y se elimina en la orina. Cuando esto no sucede, el calcio permanece en los riñones, donde se une con otros productos de desecho y forma una piedra en los riñones.

Piedras de ácido úrico

Una piedras de ácido úrico puede formarse cuando la orina contiene demasiado ácido. Comer muchos pescados, mariscos y carne, especialmente las vísceras, puede aumentar el ácido úrico en la orina.

Piedras de estruvita

Las piedras de estruvita pueden formarse después de tener una infección urinaria. Pueden presentarse repentinamente y agrandarse rápidamente.

Piedras de cistina

Las piedras de cistina resultan de un trastorno llamado cistinuria que es hereditario. La cistinuria hace que el aminoácido cistina se filtre de los riñones a la orina.

¿Son comunes las piedras en los riñones?

Las piedras en los riñones son cada vez más comunes. Alrededor del 11 por ciento de los hombres y el 6 por ciento de las mujeres en los Estados Unidos tienen piedras en los riñones al menos una vez en su vida.1

¿Quién tiene más probabilidad de tener piedras en los riñones?

Los hombres son más propensos a desarrollar las piedras en los riñones que las mujeres. Si en su familia hay antecedentes de piedras en los riñones, usted corre mayor riesgo de tenerlos. De igual manera, si ha tenido piedras en los riñones alguna vez, es más probable que los vuelva a tener.

También puede ser más probable que desarrolle una piedra en los riñones si no toma suficiente líquido.

Las personas con ciertos problemas medicos

Es más probable que se le formen piedras en los riñones si tiene ciertos problemas médicos, incluyendo:

  • un bloqueo de las vías urinarias
  • inflamación crónica, o de larga duración, de los intestinos
  • enfermedades quísticas de los riñones, que son trastornos que causan la formación de bolsas o sacos llenos de líquido en los riñones
  • cistinuria
  • problemas digestivos o antecedentes de cirugía del tubo digestivo
  • gota, un trastorno que causa una hinchazón dolorosa de las articulaciones
  • hipercalciuria, una enfermedad hereditaria en la que la orina contiene cantidades inusualmente grandes de calcio y que es el problema más común en las personas que forman piedras de calcio
  • hiperoxaluria, un trastorno en el que la orina contiene cantidades inusualmente grandes de oxalato
  • hiperparatiroidismo, un trastorno en el que las glándulas paratiroides liberan demasiada hormona paratiroidea, lo que hace que haya calcio adicional en la sangre
  • hiperuricosuria, un trastorno en el que hay demasiado ácido úrico en la orina
  • obesidad
  • infecciones urinarias repetidas o recurrentes
  • acidosis tubular renal, una enfermedad que ocurre cuando los riñones no eliminan los ácidos en la orina, lo que hace que la sangre permanezca demasiado ácida

Las personas que toman ciertas medicinas

Es más probable que desarrolle piedras en los riñones si está tomando una o más de las siguientes medicinas por un período largo de tiempo:

  • diuréticos, que ayudan a eliminar el agua del cuerpo
  • antiácidos con calcio
  • indinavir, un inhibidor de la proteasa que se usa para tratar la infección por VIH
  • topiramate, una medicina para tratar las convulsiones

¿Cuáles son las complicaciones de las piedras en los riñones?

Las complicaciones de las piedras en los riñones son poco comunes si se busca que un profesional de la salud los trate antes de que se presenten problemas.

Si las piedras en los riñones no se tratan, pueden causar:

  • hematuria, es decir, sangre en la orina
  • dolor fuerte
  • infecciones urinarias, incluyendo infecciones en los riñones
  • pérdida de la función de los riñones

Referencias

May 2017
Share

El contenido de esta publicación es proporcionado como un servicio del Instituto Nacional de la Diabetes y las Enfermedades Digestivas y Renales (NIDDK por sus siglas en inglés), parte de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH por sus siglas en inglés). NIDDK traduce y comparte los resultados de sus investigaciones a través de sus propios centros de información y sus programas de educación para incrementar el conocimiento de salud y las enfermedades entre pacientes, profesionales de la salud y el público en general. Las publicaciones producidas por NIDDK son cuidadosamente revisadas por los científicos del NIDDK y otros expertos.

Esta información no tiene derechos de autor. NIDDK recomienda al público compartir esta información libremente.