Diagnóstico del RGE y de la ERGE

¿Cómo diagnostican los médicos el reflujo gastroesofágico y la enfermedad por reflujo gastroesofágico?

En la mayoría de los casos, para diagnosticar el reflujo gastroesofágico (RGE) y la enfermedad por reflujo gastroesofágico (ERGE) los médicos revisan los síntomas y la historia clínica del paciente. Si los síntomas sugieren que el paciente tiene la enfermedad por reflujo gastroesofágico, el médico podría recomendarle tratamiento con medicamentos y cambios en su estilo de vida, en lugar de hacerle pruebas.

El médico podría recomendar pruebas si:

  • los síntomas sugieren que el paciente podría tener una complicación de la enfermedad por reflujo gastroesofágico
  • los síntomas sugieren que podría tener otro problema de salud que cause síntomas similares a los de la enfermedad por reflujo gastroesofágico
  • los síntomas no mejoran después del tratamiento con medicamentos y cambios en el estilo de vida

El médico podría referir al paciente a un gastroenterólogo para diagnosticar y tratar la enfermedad por reflujo gastroesofágico.

¿Qué pruebas usan los médicos para diagnosticar la enfermedad por reflujo gastroesofágico?

El médico podría ordenarle al paciente una o más de las siguientes pruebas para ayudar a diagnosticar la enfermedad por reflujo gastroesofágico y detectar complicaciones u otros problemas de salud.

Endoscopia de la parte superior del aparato digestivo

La endoscopia de la parte superior del aparato digestivo es un procedimiento que hace el médico con un endoscopio (un tubo flexible con una cámara) para ver el revestimiento de la parte superior del aparato digestivo, que incluye el esófago, el estómago y el duodeno. Durante una endoscopia de la parte superior del aparato digestivo, puede que el médico obtenga biopsias pasando un instrumento a través del endoscopio para tomar pequeñas muestras de tejido del revestimiento del esófago. Un patólogo examinará el tejido con un microscopio. Los médicos pueden ordenar una endoscopia de la parte superior del aparato digestivo para detectar complicaciones de la enfermedad por reflujo gastroesofágico u otros problemas que podrían estar causando los síntomas.

Profesionales de atención médica haciendo una endoscopia de la parte superior del aparato digestivo.El médico podría ordenar una endoscopia de la parte superior del aparato digestivo para ayudar a diagnosticar la enfermedad por reflujo gastroesofágico

Monitoreo del pH esofágico

El monitoreo del pH esofágico es la forma más precisa de detectar el ácido gástrico en el esófago. Dos tipos de monitoreo del pH esofágico son:

  • monitoreo con catéter, en el que un profesional de atención médica pasa un extremo de un catéter (un tubo delgado y flexible) a través de la nariz hasta el esófago para medir el reflujo gástrico y no gástrico
  • monitoreo con cápsula, en el que un profesional de atención médica usa un endoscopio para colocar una pequeña cápsula inalámbrica en el revestimiento del esófago para medir el reflujo gástrico

Durante el monitoreo del pH esofágico, al paciente le pondrán un monitor que recibe información del catéter o la cápsula y rastrea información sobre su dieta, sueño y síntomas. El médico usará esta información para determinar si estos tres factores (dieta, sueño y síntomas) están relacionados con el reflujo gástrico en el esófago. Los médicos podrían ordenar esta prueba para confirmar el diagnóstico de enfermedad por reflujo gastroesofágico o para averiguar si los tratamientos están funcionando.

Última revisión Julio de 2020
Compartir

El contenido de esta publicación es proporcionado como un servicio del Instituto Nacional de la Diabetes y las Enfermedades Digestivas y Renales (NIDDK, por sus siglas en inglés), parte de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, por sus siglas en inglés). NIDDK traduce y comparte los resultados de sus investigaciones para incrementar el conocimiento de salud y las enfermedades entre pacientes, profesionales de la salud y el público en general. Las publicaciones producidas por NIDDK son cuidadosamente revisadas por los científicos del NIDDK y otros expertos.