Alimentación, dieta y nutrición para la enfermedad del hígado graso no alcohólica y la esteatohepatitis no alcohólica

¿Cómo puede la dieta ayudar a prevenir o tratar la enfermedad del hígado graso no alcohólica?

Si una persona no tiene EHGNA, ya sea HGNA o EHNA, es posible que pueda prevenir estas afecciones si lleva una dieta saludable, limita el tamaño de las porciones y mantiene un peso saludable.

Si una persona tiene EHGNA, el médico podría recomendarle adelgazar gradualmente (en inglés) si tiene sobrepeso o es obesa.

El médico podría sugerir cambios en la dieta como:

  • limitar la ingesta de grasas, que son altas en calorías y aumentan la probabilidad de que la persona se vuelva obesa
  • reemplazar las grasas saturadas y grasas trans de la dieta por grasas insaturadas, especialmente ácidos grasos omega-3, que podrían reducir la probabilidad de una enfermedad cardíaca en las personas que tienen enfermedad del hígado graso no alcohólica
  • comer más alimentos con un índice glucémico bajo, como la mayoría de las frutas, verduras y cereales integrales. Estos alimentos afectan menos la glucosa en la sangre que los alimentos con un índice glucémico alto, como el pan blanco, el arroz blanco y las papas
  • evitar alimentos y bebidas que contengan grandes cantidades de azúcares simples, especialmente fructosa. La fructosa se encuentra en los refrescos endulzados, bebidas deportivas, té endulzado y jugos. El azúcar de mesa, conocida como sacarosa, se convierte rápidamente en glucosa y fructosa durante la digestión y, por lo tanto, es una fuente importante de fructosa.

Si la persona tiene EHGNA, debe minimizar el consumo de alcohol, que puede dañar aún más el hígado.

Última revisión Abril de 2021
Compartir

El contenido de esta publicación es proporcionado como un servicio del Instituto Nacional de la Diabetes y las Enfermedades Digestivas y Renales (NIDDK, por sus siglas en inglés), parte de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, por sus siglas en inglés). NIDDK traduce y comparte los resultados de sus investigaciones para incrementar el conocimiento de salud y las enfermedades entre pacientes, profesionales de la salud y el público en general. Las publicaciones producidas por NIDDK son cuidadosamente revisadas por los científicos del NIDDK y otros expertos.