Definición y hechos de la pancreatitis

En esta sección:

¿Qué es la pancreatitis?

La pancreatitis es una inflamación del páncreas. El páncreas es una glándula grande detrás del estómago, cerca de la primera parte del intestino delgado, llamada duodeno. El páncreas tiene dos funciones principales: producir insulina y producir jugos digestivos, o enzimas, que ayudan a digerir los alimentos. Estas enzimas digieren los alimentos en el intestino. La pancreatitis se presenta cuando las enzimas dañan el páncreas, lo que causa inflamación. La pancreatitis puede ser aguda o crónica. Cualquiera de las dos formas es grave y puede causar complicaciones.

Anatomía del hígado, la vesícula biliar, el conducto quístico, el conducto hepático común, el conducto biliar común, el páncreas y el intestino delgado. El recuadro muestra el hígado, los conductos biliares, la vesícula biliar, el páncreas y el intestino delgado.
El páncreas produce jugos digestivos, o enzimas, que ayudan a digerir los alimentos.

Pancreatitis aguda

La pancreatitis aguda ocurre de manera repentina y es una afección a corto plazo. La mayoría de las personas con pancreatitis aguda se mejoran y la afección desaparece en varios días con tratamiento. Algunas personas pueden tener una forma más grave de pancreatitis aguda, que requiere una hospitalización prolongada.

Pancreatitis crónica

La pancreatitis crónica es una afección de larga duración. El páncreas no se sana ni mejora si no que empeora con el tiempo, lo que puede causar un daño duradero en el páncreas.

¿Cuán común es la pancreatitis?

La pancreatitis aguda se ha vuelto más común, por razones que no están claras. Cada año, ocurren en los Estados Unidos unas 275,000 hospitalizaciones por pancreatitis aguda.1 Aun cuando la pancreatitis es poco común en los niños, la cantidad de niños con pancreatitis aguda ha aumentado.

La pancreatitis crónica es menos común, con aproximadamente 86,000 hospitalizaciones por año.2

¿Quién tiene más probabilidad de desarrollar pancreatitis?

Ciertos grupos de personas son más propensos a desarrollar pancreatitis aguda o crónica que otros:

  • los hombres tienen más probabilidad que las mujeres1
  • los afroaestadounidenses corren un mayor riesgo3
  • las personas con antecedentes familiares de pancreatitis corren un mayor riesgo
  • las personas con antecedentes personales o familiares de cálculos biliares también corren un mayor riesgo

Personas con ciertas afecciones médicas

Es más probable que una persona desarrolle pancreatitis si tiene una de las siguientes afecciones médicas:

  • diabetes
  • cálculos biliares
  • triglicéridos altos
  • trastornos genéticos del páncreas
  • ciertas afecciones autoinmunitarias
  • fibrosis quística (en inglés)

Personas con otros problemas de salud

Una persona también tiene más probabilidad de desarrollar pancreatitis si:

  • es obesa
  • es alcohólica
  • fuma

¿Cuáles son las complicaciones de la pancreatitis?

Tanto la pancreatitis aguda como la crónica pueden causar complicaciones que incluyen:

Pancreatitis aguda

Los episodios repetidos de pancreatitis aguda pueden causar pancreatitis crónica. Otras complicaciones de la pancreatitis aguda incluyen:

  • deshidratación
  • hemorragia
  • infecciones

Pancreatitis crónica

Las complicaciones de la pancreatitis crónica incluyen:

  • dolor crónico en el abdomen
  • mala digestión, es decir, no se pueden digerir los alimentos adecuadamente
  • desnutrición y malabsorción
  • problemas con el funcionamiento del páncreas
  • cicatrices en el páncreas
  • diabetes
  • cáncer de páncreas, que es más probable en las personas que tienen tanto diabetes como pancreatitis
  • osteopenia, osteoporosis y fracturas óseas

Bibliografía

Noviembre de 2017
Compartir

El contenido de esta publicación es proporcionado como un servicio del Instituto Nacional de la Diabetes y las Enfermedades Digestivas y Renales (NIDDK, por sus siglas en inglés), parte de los Institutos Nacionales de la Salud (NIH, por sus siglas en inglés). NIDDK traduce y comparte los resultados de sus investigaciones a través de sus propios centros de información y sus programas de educación para incrementar el conocimiento de salud y las enfermedades entre pacientes, profesionales de la salud y el público en general. Las publicaciones producidas por NIDDK son cuidadosamente revisadas por los científicos del NIDDK y otros expertos.

Esta información no tiene derechos de autor. NIDDK recomienda al público compartir esta información libremente.